DUALIDAD TEJIDO-FUNCIÓN

Para entender el desarrollo y las capacidades del tratamiento manual, es necesario comprender la relación existente entre el tejido y la función

Durante la valoración de un paciente escuchamos un tejido que nos indica que una función está alterada. En base al tejido vamos a decidir donde aplicaremos la acción terapéutica  y en base a la función vamos a decidir con qué matiz realizamos dicha acción. Una vez aplicada la acción terapéutica esperamos haber corregido la función alterada y eso lo vamos a percibir en la escucha del tejido

Pero entonces, qué estamos tratando realmente los tejidos o las funciones? la respuesta es: los dos a la vez. 

No se puede separar el concepto de tejido del concepto de función. no puedes actuar sobre uno sin actuar sobre el otro, ambos son parte material e inmaterial de una misma realidad. 

Vamos a poner algunos ejemplos históricos sobre dualidad que pueden ilustrar más este concepto. 

1-EL DILEMA ESTRUCTURA- FUNCIÓN

A lo largo de los años en el mundo de la osteopatía ha habido un acalorado debate sobre qué es más importante la estructura o la función. La estructura define que tipo de función realizas, o  la función quien exige la existencia de una estructura determinada para poder realizarse. La idea predominante en los osteópatas clásicos es que manda la estructura sobre la función. 

Revisando textos de Andrew Tylor Still creador de la osteopatía, podemos ver la repetición de un término mal definido: SOMA. Los estudiosos en la materia han llegado a la conclusión del que el SOMA es un concepto fruto de la fusión de otros dos conceptos, el de estructura y el de función. Por tanto la conclusión final del Still fué que la estructura y la fusión acaban siendo una misma entidad. Llevado a nuestro terreno en vez de estructura utilizamos el término tejido. 

2-TEORÍA DEL YIN Y EL YANG

La medicina tradicional china hace miles de años ya describió la existencia de dos propiedades tan contradictorias como interdependientes la una del otra y que existen simultáneamente en cualquier elemento, cuerpo o sustancia del universo,  

aunque podamos jugar con los porcentajes en los cuales está presente cada una de ellas.

El Yang es la propiedad más sutil y volátil, más parecida a lo que hoy conocemos como función. El Yin es la propiedad más densa y estable de lo que hoy conocemos como estructura. En un hueso hay más componente yin (tejido) aunque la parte yang (función) menos evidente  también existe y lo hace por ejemplo crecer.  En un punto de acupuntura hay más componente yang (función) pero también tiene un componente yin (tejido) que le permite adoptar una forma y una posición en el espacio.

3-EINSTEIN

No solo en medicina encontramos este tipo de teorías, Einstein ya habló de la dualidad onda partícula en sus teorías físicas aceptadas por la comunidad científica. 

Compartir entrada:

Últimos posts