COXIS (coccigodinia)

 

La inestabilidad del coxis es muchas veces la causante de dolor en la misma zona llamado  coccigodinia.

Esta es una de las dos lesiones osteopáticas más frecuentes que solemos encontrar en el coxis junto con el bloqueo. A diferencia del bloqueo, la inestabilidad del coxis suele ser muy sintomática a nivel local produciendo un dolor espontáneo que suele empeorar con la sedestación y con el decúbito supino. Suelen ser dolores de larga evolución (años) en los cuales se ha probado ya multitud de tratamientos locales sin éxito cómo los masajes o las infiltraciones.

 

CAUSAS

1-ALTERACIÓN POSTURAL

El coxis nos ayuda a compensar la postura de la espalda, una mala postura mantenida durante mucho tiempo puede forzar la posición del coxis llegando a distender los sus ligamentos y por tanto volviendo inestable la articulación sacro-coccígea.

 

2-DESEQUILIBRIO MUSCULAR

El coxis forma parte del suelo pélvico siendo uno de los anclajes de la musculatura perineal. El desequilibrio muscular perineal puede igualmente forzar la posición del coxis hasta desestabilizarlo.

3-SOBRE ESFUERZOS

El suelo pélvico es la pared inferior del abdomen una de las cuales absorbe los aumentos de presión cuando se manipulan pesos. Por tanto manipular pesos de manera excesiva o de manera incorrecta tendrá consecuencias en suelo pélvico y por tanto en coxis.

 

TRATAMIENTO OSTEOPÁTICO DEL COXIS INESTABLE

 

1-Manipulación interna.

Siempre que se habla de una lesión de coxis lo más eficaz es una técnica interna aunque nosotros siempre decimos que osteopatia no es sinónimo de tracto rectal, es decir, si existe algún perjuicio por parte del paciente se puede intentar evitar, en la mayoría de los casos no es estrictamente necesaria aunque acorta mucho el tiempo de evolución.

En el caso del bloqueo resulta más eficaz que en la inestabilidad ya que en el segundo caso, el origen de la lesión no esta en el coxis.

MANIPULACIÓN INTERNA DE COXIS

2-Corrección postural

Parte imprescindible del tratamiento, es preciso averiguar cual es la estructura o estructuras que están forzando la mecánica del coxis. La presencia de esta alteración es la causa del fracaso de los tratamientos locales.

 

TRATAMIENTO DEL COXIS INESTABLE CON ACUPUNTURA

 

La acupuntura nos puede ayudar a nutrir y reforzar los ligamentos distendidos, de esta manera la articulación sacro-coccígea podría recuperar su estabilidad. En las inestabilidades articulares también es frecuente trabajar con moxibustión ya que contribuye a la tonificación de los tejidos.

 

TRATAMIENTO DEL COXIS INESTABLE CON FISIOTERAPIA

 

La fisioterapia describe una serie de ejercicios que nos serán especialmente útiles para mejorar la inestabilidad sacro-coccígea:

 

1-Musculatura perineal:

cómo hemos dicho anteriormente un desequilibrio en el tono de la musculatura perineal nos puede forzar la posición del coxis hasta llegar a distender sus ligamentos. Por tanto una pauta de ejercicio terapéutico que restablezca el equilibrio muscular en la zona perineal nos ayudará a normalizar la posición del coxis destensando así los ligamentos.

 

2-Hipopresivos:

estos ejercicios descritos por la fisioterapia actúan en tres músculos que están conectados entre si y siempre trabaja juntos, o deberían hacerlo. Cuando hay descoordinación entre ellos empiezan a aparecer problemas de estabilidad. Estos músculos son el transverso del abdomen, el periné y los multífidos. Los hipopresivos se muestran cómo una gran herramienta para solucionar inestabilidades pélvicas y lumbares.

 

TRATAMIENTO DEL COXIS INESTABLE CON NATUROPATIA

 

En esta cómo en cualquier otra inestabilidad a parte de la terapia manual y el ejercicio (que para nosotros ya forma parte de la medicina natural) hay algunos remedios naturales que nos pueden ayudar a mejorar la situación.

 

Por un lado debemos valorar la situación del tejido (terreno) es decir su capacidad para gestionar la respuesta inflamatoria. Cuando el dolor lleva presente mucho tiempo es probable que la zona esta llena de residuos metabólicos, inflamatorios o tóxicos. Estos mermará la capacidad regeneradora tisular. Por tanto en este caso cabría valorar la aplicación de remedios con características drenantes, desintoxicantes y antoxidantes.

 

Por otro lado para reforzar los ligamentos y mejorar así la estabilidad articular, según nuestra experiencia, los remedios que contienen un mineral llamado silicio (si) suelen ser muy eficaces.

Compartir entrada:

Últimos posts