ESCUCHA OSTEOPÁTICA

Has observado que tu osteopata en ocasiones palpa una estructura de tu cuerpo y se concentra cómo si quisiera ver en su interior? … está realizando una escucha osteopática.

Para nosotros en FIO las escuchas son la base de nuestra terapia. Muchos pacientes se sorprenden cuando de repente les tocamos la cabeza y nos concentramos, e inmediatamente después realizamos un acto terapéutico. Normalmente nos preguntan sorprendidos que estamos haciendo. 

 

La escucha consiste en sentir el movimiento interno del tejido mediante la palpación. Una vez que conectas con este movimiento puedes valorar si está alterado o no y viajar hasta la estructura responsable para corregirla con la técnica correspondiente. 

 

Las escuchas no son el único método diagnóstico que utilizamos, por supuesto que también realizamos test de movilidad, test neurofuncionales y test ortopédicos. Pero las escuchas nos ayudan a saber cual de los resultados obtenidos es prioritario y sobre todo a extraer información y matices del tejido con los que mejorar nuestro tratamiento. 

 

A medida que vamos adquiriendo experiencia y que vamos desarrollando la percepción, resulta increíble la cantidad de información que se puede obtener del tejido tan solo tocando y “escuchando”.

 

Por ejemplo: 

 

  1. Podemos saber cuál de dos estructuras bloqueadas es prioritaria en el tratamiento 
  2. Podemos saber si la tensión encontrada en un tejido (contractura) es de origen estructural, nervios o emocional y por tanto enfocar correctamente el tratamiento 
  3. Podemos apreciar a tiempo real si el tratamiento está produciendo los cambios esperados en el paciente obteniendo así un feedback de nuestra terapia.  

 

Las escuchas se originaron en la osteopatía fascial, pero nosotros en FIO las utilizamos en todas nuestras terapias tanto la acupuntura como la fisioterapia.

Compartir entrada:

Últimos posts